jueves, 30 de julio de 2015

Diario de rodaje


Todos los que desembarcan en la ciudad más hermosa del mundo sienten la tentación de pronunciar alguna solemne estupidez. La tentación es aún mayor cuando se escribe al respecto. Pero no dedicarle unas palabras a la ciudad más hermosa del mundo sería de ineptos. Resumiendo, estoy atrapada en un dilema estúpido.

La nostalgia feliz. Amélie Nothomb

Un beso viajero. mjo

miércoles, 29 de julio de 2015

Me cuentan


Un día de otoño, él anunció que la llamaría para fijar la fecha en la que pudieran verse. No lo hizo. Cuando ella lo llamó, Hugo se alegró de que lo hubiera hecho, ya que había perdido su número de teléfono con el último cambio de móvil. A continuación ella le envió una carta de las de sobre y sello preguntándole por qué entablaba contacto con ella para infundirle continuas esperanzas acerca de algo que luego no cumplía. No hubo respuesta.

Apropiación indebida. Una novela sobre el amor. Lena Andersson.

Anda el patio revuelto. Mucha pareja con la brújula confusa. Mucho tiempo de duda. Mucha luna revuelta. 

Un beso a todas las personas que andan pensando qué hacer con sus vidas. mjo

Nota: No lo pienses. No lo vas a solucionar con la razón. 

martes, 28 de julio de 2015

...


Hace tres o cuatro noches, en plena tormenta cayó un rayo, una furibunda centella que dejó a toda la ciudad a oscuras. Nadie recuerda un apagón tan absoluto. Ni siquiera veíamos nuestras manos, ni mucho menos las manos de los otros. Quedamos inmóviles y desorientados, ignorando si aquello era un cataclismo o simplemente un bostezo de Dios.

Apagón. Vivir adrede. Mario Benedetti.

A veces la vida se apaga. Hoy hay una vida menos. Y las personas que se quedan, aparecen inmóviles y desorientadas. Lo sentimos mucho. No es justo. Nunca es justo. 

Un beso de luto. mjo

ABBA


Hay vida después de Santanatxu, sobre todo si antes de acostarte ayer estuviste bailando (como yo) y cantando (a pleno pulmón) con un divertido grupo que recrea, hasta en los pantalones masculinos (hay que ser valiente) al grupo ABBA. Criajas, adolescentes, amatxus, cuadrillas, maestras, señores .. no había edad, si sexo, ni religión, todo el mundo (todo) coreó el Chiquitita sin pudor. ¡Qué bien estuvo! ¡Qué bien me lo pasé! Bailé, con las manos llenas de anillos de plástico y gafas verdes el Gimme! Gimme! Gimme!, canté (lo que supe, y lo que no .. lo tarareé) Super trouper, y me fui a la cama con ganas de volver a oír Waterloo

Más, por favor. Gente cantanto y bailando .. ¿puede haber algo mejor?

Un beso fiestero. mjo

Nota: Dancing Queen y The winner takes all ... por supuesto ... pensando en ti. Un día de estos lo bailamos juntas.

lunes, 27 de julio de 2015

Yo quiero bailar


Esta noche, aunque sea con paraguas, yo me voy a bailar con mi chico al ritmo de ABBA. Me pondré unas botas altas y una falda corta. Unos anillos naranjas de plástico y una corona de flores de albal. Quiero moverme y sacudirme las canas al viento. ¿Te vienes? 

Un beso con bola de colores y un micro. mjo

viernes, 24 de julio de 2015

Cine al aire libre


La otra noche se nos estropeó la velada. Ya teníamos preparadas las sillas de playa, el bocadillo, las palomitas y la cerveza. (Sin alcohol, claro, de esas con limón tan propias del verano.) Pero llegó la lluvia, insistente y fría, y nos quedamos con las ganas de ver la película bajo un manto de estrellas. Y ya no hay más. Una posibilidad. Y no se hizo realidad. Hay que esperar al año que viene.

Yo he estado en plazas de pueblo, en frontones (tirada en un suelo calentado al mediodía) en playas, en auto cines (cuando aún existía el renault 12) en cines con paredes pero sin techo, ... yo que soy del 70, he visto todas esas cosas. Y me alegro. Y quiero, me gustaría, me encantaría, que también mi hijo las viera. 

Todo vuelve, todas las modas vienen y van. Espero ver más cine al aire libre. 

Un beso de nostálgica canosa. mjo

jueves, 23 de julio de 2015

Be water my friend


Nunca le había visto tan guapa como el día en que me dijo que se iba de aquel lugar. (Esto es una cursilada, muy propia de un libro de clase B, de bolsillo y que, además, no es verdad, porque ella siempre está guapa; pero que siempre he querido escribir y nunca me ha venido bien al paso.) ¿Me lo permites, verdad?

Estabas guapa y radiante (como una novia casada con un nuevo proyecto) sonreías y te apretabas las manos porque noticias así no se tienen todos los días. Me lo querías decir y a la vez no te atrevías. Imagino que siempre se busca una manera espacial de decir a alguien (que te quiere) lo que ayer me dijiste a mí. Que te vas, que te quieren en otra parte, que te llaman en otro lugar. Y yo me alegro claro, muchísimo, porque sé que es algo que tú deseas, algo que tal vez no esperabas pero que ha llegado y que es un reto nuevo, una ilusión muy grande, un cambio. 

Y yo ahora pienso en Bruce Lee, y en el agua que fluye y en que las cosas, las personas, las estaciones, vienen y van y que eso es la vida y que esto es vivir. 

Te voy a echar de menos una jartá. Saber que ya no estás tan cerca me da un poco de mal rollo. Pero no nos vamos a olvidar ¿verdad? Vamos a intentar que la distancia no nos aleje y que el tiempo sin vernos acumule noticias que queramos compartir. 

Yo me quedo aquí, en este faro mio, y te deseo un buen viaje a un nuevo puerto. Cuida de ti y conoce a mucha gente interesante. Y luego me lo cuentas.

Un beso de agua. mjo

miércoles, 22 de julio de 2015

El último de Isabel Allende


Irina Bazili entró a trabajar en Lark House, en las afueras de Berkeley, en 2010, con veintitrés años cumplidos y pocas ilusiones, porque llevaba dando tumbos entre empleos, de una ciudad a otra, desde los quince. No podía imaginar que encontraría su acomodo perfecto en esa residencia de la tercera edad y que en los tres años siguientes llegaría a ser tan feliz como en su infancia, andes de que se le desordenara el destino.

Isabel Allende. El amante japonés.

Mi amiga, esa que sale tan guapa en las fotos, esa que lleva el pelo de dos colores y que es mi mejor aserora en las rebajas, esa misma... me recordó este libro el otro día. Y como al llegar a la Biblioteca allí estaba, en novedades, como tantas veces ocurre, no pude hacer otra cosa que traérmelo a casa. 

Un beso a las casualidades de la vida. mjo

Nota: Gracias por regalarme una nube.

martes, 21 de julio de 2015

Un moletero cumple años


Y eso no ocurre todo los días. O sí. No lo sé. Lo mismo sí. Lo dejo aquí.

Hoy un moletero, no uno cualquiera, no, uno especial y al que queremos mucho ... cumple años. Dicen que no tenemos los años que cumplimos sino los que nos quedan por cumplir. (Creo que esto lo escribí en este blog no hace mucho) Pues larga vida al rey, y que cumplas muchos más. Y que sean años felices. 

Te debo un regalo. No lo he olvidado. Estoy delante del ordenador. Un día de estos te sorprendo.

De momento te envío un adelanto por correo y otro día todo completo.

Un beso. Dos mejor. mjo

lunes, 20 de julio de 2015

Parece verano


Tenemos la suerte, este año, de ver las estrellas. Tenemos días soleados y noches templadas. Por fin parece verano. Bajo la luna, nos acompañó la voz de (nuestro, por ser de aquí) Mikel Urdangarin y después nos acunó la de Ane Etchegoyen, muy bien acompañada por dos guitarras y el coro Aizkoa. Qué bien se estaba en la calle, escuchando esa música y sin más preocupaciones que las propias de un verano que promete ser verano por largo rato. O lo menos, hasta que acaben las fiestas.

Yo hoy no me voy a la playa, no puedo, pero cuando pueda... me voy a poner las botas. Me voy a trabajar un rato, que tengo tareas pendientes. Voy a terminar maletas, tarjetas y cuadernos de viaje. Voy a disfrutar un rato entre papeles, tijeras y cartones.

Un beso de cielo cuajado de estrellas. mjo

domingo, 19 de julio de 2015

Nubes, sol y chaparrón


Como dicta la tradición. No hay día del Marmitako sin cerveza, sin hielo, sin foto de amistad y sin un buen trueno a media tarde que todas nos empeñamos en ignorar ... hasta que ya es demasiado tarde. Empapadas, un año más, nos retiramos rendidas ante la evidencia de que si no es a cubos de agua no nos volvemos a casa. Una amiga me dijo sonriendo: esto merece un espacio en el blog. Uno y dos. Tres años participando y no nos hemos sabido retirar ninguno a tiempo. Truenos, rayos, y nosotras ... comiendo queso. (Bueno, y las del queso ni tan mal, que otras siguieron proponiendo combinaciones aún cuando ya no era casi ni legal.)

Niños con raspones, niñas con el dedo envuelto en papel albál, trenzas con cascabales, patatas fritas, bidones de colores y más fotos, muchas fotos. Ahora que lo pienso, el marmitako es siempre mejor en el recuerdo, porque en el día es un sin parar: pon, cocina, limpia, retira, recicla, friega, come, bebe, ... y vuelta a empezar. Menos mal que siempre hay escapadas que te salvan de atizar a más de una con la cuchara de palo o el cucharón.

El año que viene me voy al marmitako de invitada al grupo de la amama con gorro blanco que andaba cerca de allí. Nuestro perolo estaba rico pero el suyo seguro que más.

Un beso de hielos de colores. mjo

viernes, 17 de julio de 2015

Busco


Hoy he conocido a alguien. Es el título del (otro) libro de Milena Busquest. Me lo quiero llevar de vacaciones, pero no está en nuestra Biblioteca, y tampoco se puede pedir a otras porque es muy nuevo. Ebook no tengo. Esperar no me apetece. Voy a por él. A buscarlo entre las amigas o entre las librerías, da lo mismo, el caso es poder leerlo. Sé que la chica del vestido negro y la perra color canela lo está leyendo, pero no sé cómo dar con ella. Si la suerte del destino quiere, nos cruzaremos. 

Es bonito desear un libro. Es bonito desear.

Un beso curioso siempre. mjo

jueves, 16 de julio de 2015

Festivo


Tooodo el día. Calor, como es tradición. Aunque con nubes, que ayuda mucho. Nos vamos de teatro. A reír un rato con Ganso & Cía. Y después a bailar, Egan, como en mis años mozos. Mientras los alrededores trabajan, aquí lo hemos cerrado todo. Y es que nuestra patrona así nos lo sugiere. Pues viva. Qué guapa se ha puesto mi vecina de huerta para la misa, como presumía de familia. Lo más bonito de hoy es ver que algunas cosas no cambian ... ni falta que hace. Una misa es una misa,  Udabarri es Udabarri y después de los Herrikirolak a robar los cortes y a pensar dónde se come. Y por supuesto, la siesta. Lo mejor de la fiesta. 

Un beso de azul y blanco, como manda la tradición. mjo

Nota: I. está estupenda. Que nadie ande pensando que con la pata escayolada se va a quedar en casa. Y menos un día de fiesta.

miércoles, 15 de julio de 2015

Al balcón


Hoy subo. Como en los viejos tiempos. He hecho las consultas pertinentes y no hay problema. Subo. Cámara en mano. Camiseta blanca (reluciente) pañuelo azul (bordado el escudo) y vaquero (no muy) corto. No hace falta nada más. Cara sonriente y a cerrar los ojos cuando salga el cohete. ¡Pum! Y empiezan las fiestas. Caramelos, serpentinas ¿habrá confeti? eso es lo más divertido. Y después a saludar a los técnicos de cada año, que son amigos, a ver la banda y lo que haya. Empiezan sí, con su marmitako, sus teatros, .. me gustan las fiestas. Me gustan.

Un beso de presidenta de escalera, y yo sin saberlo. mjo

martes, 14 de julio de 2015

Días después


Zorionak amiga. Feliz cumpleaños con muchos días de retaso. Lo siento. Prometo que te quiero lo mismo, aunque tenga la cabeza algo perdida algunos días. Prometo besarte y tirarte del pelo la próxima vez que el destino nos cruce el camino. Esta semana te asalto. Te robo un rato. Te cuento y me cuentas y hablamos (con prisa, como es la costumbre) y con cariño (como es desde que nos conocemos. Y seguirá siendo.) Un día de estos te cuento que me encanta lo que hago y que en una parte enorme te lo debo todo. Un día de estos me desprendo de los pantalones de los últimos veranos y te envío las fotos, esas en las que tenemos las huellas dactilares llenas de grasa y puré de patata. Con tus chicos tú, con los míos yo. Como me gustan esos momentos. Los espero este verano. Para mirar como crecen, para ver como nos miran. No recuerdo cuantos te caen. Será que no te veo la edad. Dicen que no tenemos los años que hemos vivido sino los que nos quedan por vivir. Bueno, pues espero que nos queden muchos y que los cumplamos juntas. Aunque, a veces, mi cabeza loca, vaya y no lo recuerde. Zorionak amiga. No te enfades conmigo.

Un beso con nocturnidad y alevosía. mjo

lunes, 13 de julio de 2015

A vueltas con la luna


Fue una recomendación de nuestra guapa sexóloga en el rincón del lector: Las 4 fases de la Luna Roja. Como sacar el mejor partido a cada fase de tu ciclo menstrual. Miranda Gray. Lo tengo en casa. Veremos si soy capaz de hacerme el calendario. De momento mañana he quedado con ella. Está dándole vueltas a la posibilidad de empezar un consultorio y yo le animo a ello. Luna de Mel en la revista Kantarranas. ¿Por qué no? Yo tengo un montón de preguntas. Siempre las tengo. En todos los temas. Nací preguntona. Y comilona.

"La fase Dinámica suele aumentar la capacidad de aprendizaje, así que éste es el momento ideal para que cojas ese manual que ..."

¡¡Se refiere al manual de la cámara!! ¡¡Este libro me ve!!

Un beso de lunática empedernida. mjo